Aponiente: cinco años junto al mar

Abanderado del plancton, aliado de Poseidón y casi anfibio, Ángel León, conocido por todos como el “el chef del mar”, retorna esta nueva temporada a la tierra para dejarnos un delicioso menú degustación, más marino que nunca, pero en perfecta simbiosis con la tierra.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Continuar leyendo

Anuncios

Neo Barras

Es la nueva moda que exportamos ahora al mundo; comer de pie o en taburetes, pero siempre con una barra como columna vertebral. Las barras se reinventan, se modernizan, se vuelven cool. He aquí un resumen con algunas de las más in de Madrid.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Continuar leyendo


LATAMS

Se acabó el restaurante latino cutrillo, de mantel  y banderita de plástico en la puerta. Latinoamérica está de moda y ya no solo los visitan aquellos compatriotas que quieren aplacar la “morriña” de su tierra. Los “latams” irrumpen con fuerza,  diseño y una variada oferta gastronómica, de nivel, en la capital. La Villa y Corte se rinde ante los aromas cítricos del pisco sour y cae seducida frente a unas arepas o una cochinita pibil.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Continuar leyendo


VINOS POR COPAS

¿ Te suena la Zinfandel de California? ¿Has probado la Shiraz de Australia? Es la nueva moda que invade las cartas de los – también de moda- gastrobares en Madrid, pero no son los únicos que se suman a esta tendencia. Hay muchos restaurantes que apuestan por una amplia carta de vinos por copas, de distintas latitudes o desconocidas D.O. españolas.

Las novedades.

dASSA bAR

Del televisivo chef Darío Barrio.

Villalar, 7.[Retiro] Tel. 915 76 73 97. Precio medio 30€.

Nuevo gastrobar con más de 30 ofertas, muy interesantes, por copas. No faltan los clásicos, pero apuestan por introducir vinos menos conocidos y del nuevo mundo (Australia, Chile, California, Sudáfrica…).

Continuar leyendo


CASAS DE COMIDAS 2.0.

No hay una única definición de qué es una casa de comida, cada persona tiene su propia idea, pero en lo que sí coinciden todos es que es una tradición largamente arraigada en Madrid. En su mayoría se trata de restaurantes regentados por una larga saga familiar, dedicadas en cuerpo y alma a los fogones, donde uno come por poco dinero, sabrosos platos o un suculento menú del día. Guisos de la tierra, platos de cuchara y de elaboración casera, en un ambiente informal y ameno.

Os propongo un recorrido por esas casas de comidas que han sido – o están siendo- reversionadas por los hijos de los fundadores y alguna que nace con clara vocación de no perder la tradición de las casas de comidas madrileñas.

 Asturianos: con buen rollo.

Es la casa de comida más actual y bohemia. Fundada en 1965 por la familia Fernández Bombin, en la actualidad son los hijos, Alberto y Belarmino, los que comandan con gran simpatía la sala, mientras Julia, la madre sigue en cocina entregando sus mejores guisos. Aquí conviven recetas tradicionales con otras más actuales, basadas en el buen producto, como unas sardinas con vinagre de sidra y sopa de tomate. En vinos ofrecen más de 300 referencias, con perlas poco conocidas, de todo el mundo y una amplia variedad de champagnes. Visitado por una farándula canalla ilustrada, tiene asegurado el buen ambiente. Y en cocina, platos sabrosos, con precios muy convenientes.

Menú mediodía 12 €.

Precio medio 35 €.

Vallehermoso, 94. [Canal] Tel. 915 33 59 47.

Continuar leyendo


La Rentrée

En un momento económico complicado, Madrid vive una fiebre de aperturas gastronómicas que nos tendrán muy ocupados este otoño. Esto son algunos de los nuevos restaurantes que tendremos para visitar y llenar nuestros estómagos, y si hay suerte alegrarnos el alma.

Paralelo Cero: El primer ecuatoriano para gourmets.

A cargo de dos jóvenes socios ecuatorianos, Pedro Pablo Duart, que trabaja en la embajada de su país en España y Michael Ruiz, muy conocido en el sector de la gastronomía por haber trabajado en el Fogón del Trifón, llega este ecuatoriano de lujo. La carta tiene dos vertientes; la más común, de platos mediterráneos, como arroces, steak tartar o pescados, y la más llamativa, de cocina ecuatoriana, reversionada. Con platos como la lubina en papillote de platanero, el ceviche de corvina y pulpo, con naranja y maracuyá, o unas guatitas, que son callos, hechos con cacahuete. Posee tres espacios, una barra (que cuenta con la asesoría en cócteles del conocido barman Carlos Moreno, de O´Clock), un pasillo con mesas altas para picar de manera más informal y un comedor minimalista. Este local promete ser la nueva moda de este otoño.

Precio medio 50€

Villanueva, 21.

http://www.facebook.com/Paralelocero?sk=info Continuar leyendo


Pinceladas Gastronómicas

Hace más de una década críticos y cocineros discutían si la alta gastronomía podía -o debía- considerarse arte. En torno a esa misma época, por el año 2000, se inició una tendencia, muy alza estos últimos años, a contratar grandes chefs para gestionar los restaurantes de los museos.

El movimiento nació en Nueva York, pero se ha extendido rápidamente por Estados Unidos. El mediático chef Wolfgang Puck se ha asociado con museos en Boston, Chicago, Minneapolis y Washington para abrir espacios con estilo y una fina gastronomía. Algo muy distinto de la antigua cafetería con menú de bandeja de plástico que antes existía.

Francia, como ciudad del arte y país de la buena mesa que es, tampoco es la excepción. La capital gala posee famosos restaurantes en museos, como Le Grand Louvre, de dicho museo o el moderno Georges en el Pompidou, con vistas panorámicas.

Para los museos resulta una oferta muy atractiva, un valor agregado a su oferta cultural, y también ganancias extras. Por su parte, al restaurador, le aporta contactos, visibilidad y un buen negocio debido a que también suele incluir en el contrato todos los caterings de los eventos que allí se realizan. Una unión que parece funcionar muy bien y que está muy de moda. A continuación os dejamos una lista con algunos de los restaurantes de los museos más famosos del mundo, pero también algunas perlas poco conocidas tanto en arte como gastronomía, que vale la pena visitar.

Continuar leyendo